Cada vez son más los profesionales que se deciden a emprender su propio negocio como alternativa al trabajo por cuenta ajena. La necesidad de conciliar una vida familiar de calidad con nuestra vida laboral es una de las motivaciones principales. Las aplicaciones online son unas grandes aliadas de la conciliación, aunque su potencial va más allá del ámbito de autónomos y emprendedores.

Los horarios rígidos en la oficina son uno de los mayores obstáculos que enfrentan las trabajadoras y trabajadores para conciliar. España es uno de los países europeos más rígidos en cuanto a horarios… y son sabidos los resultados en productividad de estas jornadas maratonianas en la oficina.

Las aplicaciones online son unas grandes aliadas de la conciliación, aunque su potencial va más allá del ámbito de autónomos y emprendedores.

Aunque todavía incipientes en España, son varias las empresas que están implantando horarios flexibles y la posibilidad de compaginar la jornada o semana laboral entre la oficina y el teletrabajo. Utilizar aplicaciones online permite al trabajador gestionar sus datos en cualquier momento y lugar; y si bien algunos trabajadores alertan de la fuerte autodisciplina necesaria para trabajar en la nube, ninguna de las empresas que han implantado esta fórmula han visto mermada su productividad, sino más bien al contrario.

Aplicaciones online: ventajas para el trabajador

Las aplicaciones en la nube son una herramienta ventajosa tanto para el emprendedor como para el trabajador de plantilla, y son igual de útiles tanto para trabajar desde casa como para trabajar en la oficina. La fórmula mixta que más se está implantando combina teletrabajo con presencia: si la empresa utiliza aplicaciones online, los trabajadores podrán utilizar éstas libre y fácilmente, estén donde estén.

Esto redunda directamente en una gestión del tiempo más eficaz: dando más autonomía al trabajador en la gestión de su jornada también damos mayor responsabilidad, y un incentivo inmejorable si el trabajo se resuelve antes. En cuanto a las ventajas técnicas de las aplicaciones online, ya las hemos visto en ocasiones anteriores: todos los datos en un solo lugar, minimización del riesgo de pérdida de información, y ahorro en tiempo de aprendizaje de sistemas o plataformas.

Aplicaciones online: ventajas para la empresa

Todas las empresas que fomentan el trabajo flexible coinciden en una mejora inmediata: el ahorro energético. Tener a los trabajadores anclados a la mesa durante horas no es sinónimo de mayor productividad; al contrario, supone gastos en calefacción, aire acondicionado y mantenimiento. Las aplicaciones online permiten acortar los tiempos en la oficina a cuando realmente se necesitan.

También se reduce el absentismo: una falta al trabajo por fuerza mayor es inevitable, pero otras muchas pueden evitarse si el trabajador que tiene el problema puede ahorrarse el desplazamiento y aprovechar el tiempo restante.

Para el directivo o empresario, sin embargo, implantar un sistema de conciliación con aplicaciones online va mucho más allá de ahorrar dinero. El control de los datos pasa a manos de la empresa, y por lo tanto la presión sobre el jefe de equipo disminuye. El directivo puede controlar en tiempo real la evolución del trabajo sin necesidad de reuniones o informes que cuesta elaborar. Las ventajas de las aplicaciones online para la empresa consisten pues en un mayor control de la actividad sin invertir en más horas de despacho; reducción del absentismo laboral; y ahorro energético.

¿Por qué, entonces, es mayor el número de autónomos y emprendedores que optan por trabajar con aplicaciones online que de empresas? Optar por sistemas de trabajo nuevos siempre resulta más sencillo cuando sólo depende de uno mismo o de una estructura empresarial pequeña. Sin embargo, la tendencia sigue al alza en toda Europa: sólo hay que probar para convencerse.

Comprueba como nuestra herramienta puede mejorar tu gestión
Share This